TRAS REALIZAR PROCESO DE EXHUMACIÓN EN UN PANTEÓN DE CAJEME, LA FGJE DE SONORA CONFIRMA QUE NO SE REGISTRARON DAÑOS O ROBOS EN TUMBAS DEL LUGAR

•La solicitud de la exhumación se derivó de una denuncia realizada por una familia, quienes, al realizar una visita a la tumba de su padre, se percataron de que la misma había sido dañada y temieron una posible profanación.

•La exhumación, realizada por empleados del panteón con la presencia de personal pericial de la FGJE, fue autorizada por el Juez y se llevó a cabo el 29 de julio.

*Ciudad Obregón, Sonora, julio 30 de 2020.-* Susana Elizabeth junto con su familia visitaron la tumba de su padre en el panteón donde yacen sus restos, sin embargo, al llegar al sitio notaron que ésta había sido dañada, por lo que supusieron que posiblemente el féretro había sido profanado y tal vez los restos de su progenitor sustraídos por ladrones, por lo que interpusieron una denuncia y solicitaron la exhumación.

El Juez Oral Penal del Distrito Dos del Poder Judicial del Estado de Sonora concedió la autorización para la exhumación, misma que se realizó el día 29 de julio del año en curso a partir de las 08:25 horas

En la diligencia estuvieron presentes por parte de la Fiscalía General de Justicia de Sonora (FGJE) personal del Departamento de Servicios Periciales, así como de Medicina Legal y de la Agencia Ministerial de Investigación Criminal (AMIC); también se contó con la presencia del verificador de la Comisión Estatal de Protección contra Riesgos Sanitarios del Estado (Coesprisson), personal del panteón y la denunciante.

La tarea de excavación estuvo a cargo del personal de camposanto, mientras que todos los demás permanecía como espectadores; al llegar a la losa de concreto los empleados la removieron para mostrar el féretro a la denunciante, quien confirmó que se trataba del ataúd en el que fue sepultado su padre y que no estaba violentado, razón por la que no fue necesario abrirlo, así concluyó la diligencia que tuvo una duración de una hora.